La Eurocámara llama a la UE a aprovechar la marcha atrás de Trump en Cuba

Valora este artículo
(0 votos)
04 Jul 17
Visto 117 veces
Publicado en Tecnología y Negocios

AFP. Por Toni CERDÀ

Los eurodiputados llamaron este martes a aprovechar el espacio dejado en Cuba por la administración estadounidense de Donald Trump, quien endureció el acercamiento de su predecesor, en un debate sobre el acuerdo entre la UE y la isla con los derechos humanos como coprotagonistas.

"Europa tiene la gran oportunidad de demostrar a Estados Unidos, que pretende retroceder, que es posible mantener el máximo nivel de exigencia", normalizando a su vez las relaciones con La Habana, dijo durante la noche la eurodiputada socialdemócrata Elena Valenciano.

Valenciano, ponente del acuerdo entre la UE y Cuba, realizó estas declaraciones en Estrasburgo (noreste de Francia) durante el debate en la Eurocámara sobre este pacto, cuya ratificación deberán votar los eurodiputados el miércoles.

Tras una negociación iniciada en abril de 2014, La Habana y los 28 rubricaron en marzo de 2016 este Acuerdo de Diálogo Político y Cooperación, días antes de la histórica visita que realizó a la isla del entonces presidente estadounidense Barack Obama.

Sin embargo, su sucesor Donald Trump, quien calificó de "brutal" al régimen cubano y lo urgió a liberar a "los presos políticos", dejó sin efecto algunos aspectos del histórico acercamiento anunciado a finales de 2014 por Obama y el presidente cubano Raúl Castro.

"Hemos avanzado en paralelo con el Gobierno de Estados Unidos durante parte de este proceso", subrayó la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, quien recordó que en Washington "algunos quieren volver a cambiar de ritmo". "La UE no cambia de opinión", agregó.

El bloque europeo se encamina así con este acuerdo, que también tiene un apartado de cooperación comercial, a establecer relaciones diplomáticas plenas con la isla antes que Estados Unidos, en un contexto de tímida apertura económica en Cuba y cuando Raúl Castro tiene previsto dejar el poder en 2018.

- 'Fuerzas reformistas' -

Con la firma del acuerdo en diciembre de 2016 en Bruselas entre los cancilleres europeos y su par cubano, Cuba se convirtió en el último país latinoamericano en firmar un acuerdo de cooperación con el bloque.

Hasta entonces, sus relaciones estaban regidas por la controvertida Posición Común de 1996, que vinculaba la cooperación europea a "mejoras" en los derechos humanos.

En 2003, la UE llegó a suspender temporalmente la cooperación con la isla tras el encarcelamiento de 75 disidentes, liberados posteriormente.

Los eurodiputados destacaron el fin de esa Posición Común impulsada por el entonces presidente del Gobierno español José María Aznar, con la que, en palabras de Valenciano, "Europa se había autolimitado en sus relaciones".

"La democracia y los derechos humanos en Cuba (...) van a favorecerse con este acuerdo", ya que ayudará a las "fuerzas reformistas" en el país, indicó por su parte el eurodiputado socialdemócrata Ramón Jáuregui, para quien, en cambio, "la hostilidad refuerza el inmovilismo".

- Derechos humanos -

La cuestión de los derechos humanos se mantiene como una de las principales preocupaciones de los eurodiputados y ya supuso un escollo durante la negociación del acuerdo, que los negociadores solventaron creando un diálogo separado en este materia entre la UE y Cuba.

Aunque el pacto firmado en diciembre contempla la posibilidad de suspenderlo en caso de violar los compromisos sobre derechos humanos, muchos eurodiputados, especialmente conservadores y liberales, reclamaron un lenguaje más duro en esta cuestión y respecto a las libertades públicas.

La Eurocámara votará así el miércoles, además del acuerdo, una resolución de acompañamiento en la que los eurodiputados urgen a la UE, entre otras medidas, a prestar ayuda "con la transición económica y política en Cuba, alentando la evolución hacia estándares democráticos", según el texto.

El eurodiputado del PPE (derecha), José Ignacio Salafranca, quien reclamó el fin del "hostigamiento" contra la oposición cubana, apuntó que la resolución recuerda que la propia cámara galardonó en tres ocasiones con el premio Sájarov de derechos humanos a opositores cubanos.

Uno de ellos, Guillermo Fariñas, distinguido por la Eurocámara en 2010, pidió en octubre el 'no' de los eurodiputados al acuerdo, al considerar que "legitima" al régimen comunista e implica "50 años más de dictadura" en la isla.

Tras su votación en la Eurocámara, el acuerdo podrá entrar en vigor provisionalmente en una fecha todavía por concretar, a la espera de un largo y complejo proceso de ratificación por los parlamentos de los países miembros, como ya hicieron dos países de la exórbita soviética, Estonia y Hungría.

Modificado por última vez en Martes, 04 Julio 2017 23:34